Wayra I, energía del viento para una nueva era

Energía limpia y renovable para todo el Perú

“Un nuevo hito en la generación de energía limpia y renovable para nuestro país”

Con la inauguración de Wayra I, nos convertimos en la única empresa en el Perú que genera energía a partir de cuatro tipos de tecnologías, tres de ellas Renovables, y además en la principal promotora de energía renovable en el país.

Wayra I también contribuirá a materializar la visión de Enel de ser carbono neutral al 2050.

Abrimos las puertas a la energía eólica, energía limpia y amigable con el medio ambiente, energía del viento que hoy aprovechamos para construir un mejor futuro para el Perú. ¡Conoce aquí este gran proyecto!

La planta eólica más grande del Perú

Las costas del sur peruano son escenario de vientos poderosos que viajan a enormes velocidades. En Wayra I, la velocidad media anual es de 8,6 m/s (a 80 metros de altura) y esta característica convierte a este espacio en un lugar óptimo para la generación eólica.

Energía del viento, limpia e ilimitada

La planta eólica Wayra I, con una capacidad de instalada de 132.3 MW, generará 600 GWh de energía al año, lo cual equivale al consumo de más de 480 mil hogares peruanos.

Al ser una planta de energía limpia, y con la misión de proteger el medio ambiente, Wayra I evitará la emisión de más de 280 mil toneladas de CO2.

Además, se trata de una planta con alto nivel de eficiencia, ya que puede producir energía durante tiempos prolongados.

¿Cómo la fuerza del viento se convierte en energía eléctrica? Explicamos aquí el proceso de alta ingeniería que sigue Wayra I.

 

 

El reto de ingeniería

Para implementar Wayra I fue necesario superar un enorme reto de ingeniería que necesitó maquinaria especializada y 378 viajes para transportar cada una de las partes.

Valor compartido con los vecinos

 

Guiados por los Objetivos de Desarrollo Sostenible que nos comprometimos a cumplir ante las Naciones Unidas, decidimos impulsar la economía local para empoderar a la comunidad:  fortalecimos sus capacidades, generamos una economía circular y promocionamos la equidad de género.